¿Autoestima baja? Aprende cómo trabajar la autoestima con estas sencillas técnicas

¿Qué es la autoestima? Es el sentimiento que tenemos de valía hacia nosotros mismos, es decir, cuánto nos apreciamos o gustamos a nosotros mismos. Esto implica diversas creencias acerca de la valoración de nuestro aspecto físico, emociones y conductas. A menudo ocurre que, gran parte de nuestra insatisfacción y sufrimiento vital tiene su raíz en una autoestima muy deteriorada. Aquí te contamos cómo trabajar la autoestima para sentirnos mejor.

cómo trabajar la autoestima

¿Cómo nos sentimos cuando tenemos baja autoestima? Signos de baja autoestima

¿Cómo podemos saber si tenemos una baja autoestima? A veces podemos tenerlo claro, porque sentimos que no estamos contentos con como somos, que no nos valoramos, que no creemos que seamos capaces de hacer determinadas cosas y nos sentimos inferiores a los demás. Pero a veces no es tan sencillo. Puede ocurrir que racionalmente no nos creamos inferiores y que sepamos que somos capaces, pero en realidad no nos sentimos suficientes.

Aquí te damos algunas características que puedes tener si tienes la autoestima baja.

1. Nos disculpamos demasiado

¿Dices “lo siento” demasiado a menudo? ¿Sientes la necesidad de disculparte por todo, incluso si no has hecho nada malo?

Disculparse continuamente es decirle a la gente, básicamente, que no tienes mucho valor, que estás intentando ocupar o reclamar el menor espacio posible en el mundo.

2. Tenemos miedo a expresar opiniones

¿Te cuesta defender tus opiniones cuando no estás de acuerdo con algo, o cuando tus ideas difieren de la norma? Aunque esto, si es moderado puede ser simplemente un signo de consciencia social, si es extremo puede reflejar una baja autoestima.

No expresar tu opinión porque temes lo que otras personas pensarán, transmite la idea de que sus opiniones valen más que la tuya.

Esto se relaciona con el hecho de decir lo que otras personas quieren oír, dejando las elecciones a los demás o no expresando nuestras preferencias.

3. Tenemos miedo a cometer errores

¿Tienes miedo a equivocarte? Las personas con baja autoestima siente mucha culpabilidad y vergüenza cuando cometen errores. Esto lo sienten como algo catastrófico que tienen que evitar a toda costa. Viene ligado al perfeccionismo. La creencia de que debemos ser perfectos para ser queridos por los demás, nos lleva a rechazar el fallo y a tener constantemente sentimientos de frustración e incapacidad, porque esto no se puede alcanzar.

Esto también se puede reflejar en evitar todo aquello en lo que crea que voy a fallar, incluyendo aprender nuevas tareas, actividades, juegos…

4. Nos cuesta decir que no

cómo trabajar la autoestima

Igual que querer complacer a los demás fingiendo compartir sus ideas y opiniones, puede que te cueste decir que no cuando alguien te hace una petición, esto reflejaría una falta de asertividad, que estaría muy ligada la falta de autoestima.

Esto se relaciona con el miedo a que otras personas se tomen a mal o que les decepcionen cuando dices que no

5. Nos aislamos

Cuando te sientes mal contigo mismo, es normal que te aísles de los demás. Si te cuesta decir que no, y no te sientes capaz de expresar tus opiniones, y te estás disculpado por todo, al final no es agradable para ti estar rodeada de gente.

6. Somos sensibles a la crítica

¿Cómo te sientes cuando los demás te hacen una crítica? ¿Te sientes atacado o te enfadas, te avergüenza y sientes una gran tristeza o decepción? Si te muestras muy sensible y te molesta hasta el menor comentario negativo, esto puede ser un signo de una baja autoestima.

7. Tenemos síntomas físicos

La autoestima también se puede reflejar de forma psicosomática, cuando tu cuerpo se ve implicado. Dolores de cabeza, de estómago, insomnio son síntomas de que no te encuentras bien. No ignores a tu cuerpo.

8. Aparentamos

Algunas personas con baja autoestima intentarán aparentar que no tienen baja autoestima. Algunas personas que se muestran como arrogantes y prepotentes, o incluso abusivas hacia los demás, en realidad sufren de baja autoestima. De esta manera, hundiendo a los demás, ellos tendrán una sensación breve de que su autostima sube.

9. Tenemos pensamientos autocríticos

¿Tienes pensamientos autocríticos recurrentes? ¿Te machacas, insultas o juzgas ante cualquier dificultad? Esto puede ser un signo de baja autoestima. Descubre aquí cómo nuestra voz crítica interior machaca nuestra autoestima.

10. Tenemos falta de motivación

cómo trabajar la autoestima

La falta de motivación puede ser un signo sutil de baja autoestima. Si te valoras poco y piensas que no eres capaz de hacer las cosas, es posible que no tengas la suficiente motivación para emprender proyectos y realizar actividades.

11. No reconocemos nuestro éxito

Cuando alguien te hace un cumplido, ¿lo aceptas diciendo “gracias”, o le quitas importancia? No reconocer nuestros logros o virtudes puede ser un sino de baja autoestima. Puedes incluso pensar que estás siendo humilde, pero la humildad, aunque implica reconocer que no todo el mérito es nuestro, también es tener en cuenta nuestro importante papel.

12. Pensar que los demás son más capaces

¿Tienes la sensación de que los demás son mejores haciendo cosas? Es posible que creas que otros tienen más cualidades, que otros son mejores que tu, y que tu no tienes nada especial. Esto puede ser un signo de baja autoestima.

13. Sufrimos en relaciones de pareja y también estando solos

La baja autoestima influye de forma negativa en nuestras relaciones de pareja y cómo nos relacionamos con la soltería. Cuando estamos en pareja y tenemos baja autoestima nos sentimos menos valiosos que nuestra pareja, e intentamos hacer todo lo posible por complacerla, nos olvidamos de nuestros deseos y necesidades y nos volcamos totalmente en el otro. También puede ocurrir que mostremos celos, conductas controladoras, porque en realidad no nos sentimos suficientes para nuestra pareja y creemos que a la mínima de cambio esta nos va a abandonar por otra persona.

Cuando tenemos baja autoestima y estamos solteros, sentimos la necesidad de buscar a una pareja, creemos que estando en pareja vamos a sentirnos validados y valiosos (aunque esta sensación sólo es transitoria). No soportamos estar solos, y vamos a pasar de una relación a otra casi sin darnos tiempo a cerrar heridas.

¿Cómo se trabaja la autoestima?

  • Para trabajar la autoestima lo primero es evaluarla. A veces hay una baja autoestima en ámbitos concretos de la vida y no otros, o es un sentimiento generalizado.
  • Encontrar de dónde viene la baja autoestima. No tiene por qué ser un trauma en la infancia, puede venir de diversos factores en el pasado lejano o reciente de la persona.
  • Reconocer el daño provocado por esas situaciones o personas que han contribuido a minar nuestra autoestima y expresar esas emociones.
  • Identificar creencias sobre uno mismo y el mundo que estén afectando a la autoestima
  • Identificar pensamientos de auto-crítica.
  • Aprender a frenar la crítica y encontrar pensamientos alternativos más amables y realistas.
  • Ser conscientes de nuestras fortalezas y logros.
  • Aprender a ser realistas en cuanto a nuestros defectos.
  • Aceptarnos con nuestras virtudes y defectos.
  • Tratarnos con compasión y amabilidad.

¿Por qué debo trabajar mi autoestima? 5 beneficios

Tener una autoestima es clave para tener una vida satisfactoria. Aquí te contamos cuáles son los beneficios de una autoestima sana:

  1. Mejorarás tu bienestar. Te sentirás mejor contigo mismo.
  2. Tendrás relaciones más satisfactorias. Estas no se basarán en la dependencia, ni en el abuso, sino en el deseo mutuo. Cómo te juzgas menos a ti mismo, también juzgarás menos a los demás.
  3. Llevarás a cabo tus objetivos y metas. No tendrás miedo a fallar y te verás capaz de conseguirlo.
  4. Tendrás hábitos saludables. Cómo te sientes valioso/a querrás cuidar tu cuerpo y tu mente, promoviendo hábitos saludables.
  5. Serás más estable emocionalmente. Te conoces bien, tanto tus virtudes como tus defectos, y tu estado de ánimo dependerá menos de que cumplas o no tu estándares y del rechazo o aceptación de los demás, porque sabes que pase lo que pase eres valioso.

¿Cómo puedo trabajar mi autoestima? 7 consejos

En el siguiente vídeo la psicóloga Úrsula Perona nos cuenta cómo mejorar la autoestima:

Mejorar nuestra autoestima, a menudo no es tarea fácil. Requiere constancia, dedicación y frecuentemente terapia psicológica. A continuación te contamos cómo trabajar la autoestima en 7 consejos.

1. Identifica tu voz crítica

Para mejorar la autoestima necesitamos cambiar la forma en la que nos hablamos, y el primer paso es identificar qué nos decimos. ¿Qué te dices cuando cometes un error? ¿Cómo te tratas? Un buen ejercicio es anotarlo.

2. Identifica cómo te defines a ti mismo

¿Cómo te defines? ¿Qué características positivas y negativas reconoces en ti mismo? Puedes hacer una lista de atributos en diferentes ámbitos de tu vida: físico, personalidad, relación con los demás, en el trabajo o en la escuela, en las actividades cotidianas, espiritualidad, sexualidad. Escribe todos los adjetivos o frases que se te ocurran y marca con un – aquellos que consideres defectos y con un + lo que consideres virtudes.

3. Cambia tu diálogo interno

A menudo, las personas con baja autoestima son muy duras consigo mismas, utilizan un lenguaje peyorativo y juicioso. Una forma esencial de aumentar nuestra autoestima es ser más amables con nosotros mismos. Te has equivocado. ¿Cómo tratarías a tu mejor amigo al cometer ese mismo error? Dirige esos mismos mensajes que le dirías a tus seres queridos, hacia ti mismo.

¿Recuerdas la lista de tus atributos personales? Coge los aspectos negativos que hayas identificado y reformúlalos, elimina las palabras peyorativas, con connotación negativa como “soy un desastre”, las generalizaciones como “no hago nada bien”. Cambia las frases y atributos de modo que sean concretos, que anotes las excepciones, que sea lo más objetivo posible. Y piensa si algún “defecto” podría ser beneficioso en algunas situaciones.

4. Practica la compasión y autocompasión

Es importante tratarnos con compasión y perdonarnos por nuestros errores. Reconoce que haces lo que puedes, que tus decisiones se basan en lo que sabías y creías en ese momento, aunque ahora pienses que habría sido mejor hacer otra cosa. Reconoce que eres un ser humano, que hace lo que puede y sabe para seguir hacia delante. Y todo esto es aplicable también a los demás.

Descubre aquí cómo practicar la compasión hacia los demás y hacia uno mismo.

5. Aprende cuáles son tus derechos asertivos y a comunicarte

Una forma clave de mejorar nuestra autoestima es reconocer nuestros derechos asertivos y defenderlos, aprendiendo a comunicarnos con asertividad.

Descubre aquí un completo post sobre la asertividad, la comunicación asertiva, y cómo defender nuestros derechos asertivos.

6. No te compares

La comparación es un gran enemigo de la autoestima, porque siempre va a haber alguien más guapo que tu, más listo que tú, con más éxito que tu, al menos aparentemente.

En nuestra era de las redes sociales, es muy difícil no compararse. Estamos viendo continuamente publicaciones de gente “perfecta”, en su casa “perfecta”, con su familia “perfecta” en su vida “perfecta”. Sin embargo, esa imagen que nos muestran los demás en sus perfiles es sólo una parte de su vida, la parte que quieren mostrar o lo que quieren expresar. No significa que eso sea así, ni que lo sea el 100% del tiempo.

La gente muestra lo que quiere mostrar, y es natural querer transmitir la mejor imagen de uno mismo. ¿Vas a hacer una publicación de tu aspecto de enfermo porque has pasado una gripe terrible? ¿O vas a publicar la 4 vez que tu hijo tira la comida, o tiene una rabieta? ¿Vas a publicar una foto de tu casa en sus peores condiciones? Lo más probable es que no.

Es importante ser consciente de que el contenido en redes sociales no es sinónimo de realidad. Y que no podemos comparar nuestra vida con la de otros, porque realmente no sabemos cuál ha sido su camino, ni dónde les va a llevar. Cada uno tiene su propio recorrido, y estos no son comparables. Cada persona tiene sus circunstancias, cada persona se ha criado en unos ambientes, ha tenido más o menos oportunidades y más o menos facilidades.

Si cada vez que miras las redes sociales, te sientes peor contigo misma/o, te recomiendo que hagas una purga de cuentas a la que sigues, y quédate con aquellas que te motiven, que te inspiren y que te ayuden a sentirte mejor.

7. Cuida tu cuerpo

Haz ejercicio, come de forma saludable, intenta dormir las horas suficientes. Son mensajes que oímos hasta la saciedad, pero realmente, hacer cosas positivas por nosotros y nuestra salud influye en cómo nos vemos y cómo nos tratamos. Si invertimos tiempo y esfuerzo en cuidar de nuestro cuerpo y nuestra salud, es posible que nos empecemos a ver como alguien valioso que se merece esos cuidados.

Descubre aquí cómo empezar a hacer ejercicio y aquí cómo le afecta a tu cerebro lo que comes.

Aquí tenemos más consejos para mejorar tu autoestima.