Desarrolla la inteligencia de tu hijo: Música antiestrés para estimular a tu bebé

 

Ya hemos hablado muchas veces sobre los beneficios que tiene la música para el cerebro. Se ha comprobado que la música puede llegar a provocar reacciones emocionales en la gente, como la felicidad o la tristeza, pero también puede conseguir que un niño esté sano y desarrolle su inteligencia. Te contamos cómo puedes usar la música antiestrés para estimular a tu bebé.

Durante los años 50, el investigador de la conciencia Robert Monroe, exploró el uso de los estímulos cerebrales y descubrió que si se usan patrones específicos de sonidos se puede conseguir optimizar y potenciar las capacidades cerebrales. Los sonidos que recibimos crean diferentes efectos en distintas zonas del cerebro, la música puede combatir el insomnio, relajarte, reducir tu estrés, regular el dolor, e incluso tratar el autismo infantil. Además, ciertos tipos de música podrían estimular el cerebro infantil para que los niños desarrollen mejor sus habilidades cognitivas.

Música antiestrés para estimular a tu bebé

Música antiestrés para estimular a tu bebé

Estimular a tu bebé con música durante el embarazo

Escuchar música durante el embarazo tiene beneficios para la madre y para el bebé. La música estimula la frecuencia cardíaca en el bebé y pone en marcha resonancias vibratorias que activan las células cerebrales estimulando el desarrollo cerebral.

El pediatra Wilmer Lino, opina que un bebé podría recibir los beneficios de la música a partir del quinto mes de gestación si la madre escucha ritmos con altas vibraciones y baladas.“No todos los ritmos pueden brindar beneficios. En las embarazadas, por ejemplo, se recomienda la música de Mozart, las baladas que tienen vibraciones altas, esto ayudará a que los pequeños vocalicen mejor”

En cambio, si una embarazada escucha música más movida como rock o heavy metal, su hijo no recibirá estos beneficios, ya que esta clase de música combina muchos tiempos y ritmos y podrían llegar a estresar al bebé.

La música también permite que la madre se comunique con su futuro hijo, ya que así es capaz de captar el estado de ánimo de su madre y sentir su bienestar. Algunos estudios afirman que el bebé puede recordar las canciones que ha escuchado mientras estaba en la barriga de su madre hasta que cumple un año.

Estimular a tu bebé con música cuando ya ha nacido

Cuando el bebé ya ha nacido, la música sigue siendo un elemento muy importante para su desarrollo y educación. Ayuda a estimular el oído del niño y aumenta sus ganas de expresarse y hacerse entender. Varios estudios demuestran que el método que tiene el cerebro infantil para aprender a hablar es realizando un análisis del lenguaje y su ritmo. La comprensión de las palabras por parte de los niños se produce por la repetitividad de sonidos y su frecuencia, características que son propias de la música.

Una investigación realizada por la Unión Europea ha demostrado que las activaciones cerebrales que se producen en un bebé cuando escucha música, son muy parecidas a las que se producen en los adultos. La música activa áreas del hemisferio derecho que potencian los aspectos emocionales del cerebro, como la musicalidad y la creatividad. Esta sensibilidad que se desarrolla gracias a la música también puede tener efectos beneficiosos sobre la concentración, la atención y la memoria.

Música antiestrés para estimular a tu bebé

Música antiestrés para estimular a tu bebé

Además, cuando una madre canta para su hijo, entra en sintonía con las necesidades emocionales del pequeño. La música también tiene la facultad de reforzar las relaciones afectivas, despertar las emociones y crear un vínculo entre los padres y el niño. La música relajante nos hace sentir bien porque reduce el estrés (el cortisol, la hormona que crea el estrés disminuye al escuchar música que nos calme) y ayuda a la producción de endorfinas (neurotransmisores que nos hacen sentir bienestar).

Cuando el niño es un poco más mayor se le debe dar libertad para improvisar, puede usar juguetes musicales para descubrir nuevos sonidos, y experimentar y crear con las cosas que están a su alcance. Aunque haga algo de ruido hay que darle libertad y prestarle atención para valorar sus descubrimientos.

Ahora que el niño se ha desarrollado conviene jugar con el cantando y ampliar nuestro repertorio de canciones, combinándolas con gesticulación y juegos de movimiento. Escuchar canciones y entonarlas juntos también es muy estimulante para el niño, ya sea cantando, dando palmas o tocando algún instrumento. Además es bueno acompañar la música con el movimiento del cuerpo.

Para acabar, un pequeño consejo: existen varios estudios que afirman que la música de Mozart tiene una influencia positiva en el comportamiento de los bebés y que fomenta su desarrollo intelectual y creativo, esto es conocido como el efecto Mozart. Los expertos aconsejan que los niños pequeños escuchen música tranquila, ya que la música violenta o fuerte puede sobreexcitarles.

Redactor, experto en contenidos médicos y de salud. Apasionado de la psicología y neurociencia.

Siempre en búsqueda de nuevas fuentes, noticias y tendencias. Especializado en abordar publicaciones que ayuden al público en general. Consejos, terapias, curiosidades, tratamientos…

This post is also available in: Inglés Francés