Síntomas del Síndrome de Asperger: cómo reconocerlo.

A pesar de que en los últimos años ha aumentado el número de diagnósticos del Síndrome de Asperger (SA), para algunos sigue siendo un gran desconocido. Como mucho nos suena aquello de que Albert Einstein era un “aspie” (aunque nunca le diagnosticaran oficialmente), o que ser asperger es algo parecido al autismo pero con una incapaz aún mayor para sentir emociones. En este artículo intentamos explicar qué es y cuales son los síntomas del síndrome de Asperger para que podamos reconocerlos y comprenderlos mejor.

¿Qué es el Síndrome de Asperger?

El síndrome de asperger es un trastorno neurobiológico que se engloba dentro de lo que denominamos trastornos del espectro autista (TEA). En los TEA se engloban toda una serie de trastornos del desarrollo cerebral que aparecen en la infancia. Entre ellos el autismo, el autismo tipo Rett o el síndrome de Savant. Estos desórdenes suelen cursar con déficits en las capacidades sociales y comunicativas, dependencia exagerada a rutinas y hábitos cotidianos y alta intolerancia a la frustración. El SA fue propuesto en 1944 por Hans Asperger quien observó que algunos de sus pacientes presentaban graves deficiencias en las habilidades sociales, comunicativas y motrices, a pesar de tener una inteligencia y desarrollo del lenguaje normal.

Sin embargo, tener un coeficiente intelectual (CI) normal o incluso superior, no garantiza el desarrollo de una vida autónoma y satisfactoria. A día de hoy, nadie duda de que para tener éxito tanto a nivel personal, como académico y profesional necesitamos desarrollar nuestra inteligencia emocional. Ésta incluye aspectos como la empatía, el juicio social, el sentido común, capacidad de persuasión… características que un niño asperger carece en algún u otro grado.

Los niños aspies suelen llevar una vida bastante normal hasta los 3-4 años, cuando empieza a ser más importante la relación social con el otro, así que establecer un diagnóstico a edades tempranas resulta complicado. Es a partir de esa edad cuando podemos empezar a notar que nuestro hijo tienen unas características y peculiaridades diferentes al resto de niños. Por ejemplo, los niños con SA suelen obsesionarse con un tema en concreto (ya sean dinosaurios, las matemáticas, los mapas, la astronomía…). Se convierte en su tema favorito y no paran de hablar de él sin saber si el resto de niños comparten su interés o se aburren. También suelen utilizar un lenguaje muy rico, con mucho vocabulario, pero que resulta pedante e inadecuado para la edad. En la escuela (y en su etapa adulta) muchas veces son tildados de raritos o excéntricos a causa de este comportamiento peculiar, y lamentablemente no es raro que sean víctimas de burlas o de bullying por parte de sus compañeros de colegio.

Sintomas del sindrome de asperger

Síntomas del Síndrome de Asperger

¿Cuáles son los síntomas del síndrome de  Asperger?

A partir de los 2-3 años los niños empiezan a desarrollar sus habiliades sociales. Generalmente hasta entonces sus relaciones sociales se han centrado en el ámbito familiar y con adultos, pero a partir de esa edad empiezan a sentir curiosidad por el otro, se relacionan con otros niños y surgen los primeros amigos. Y aquí es donde los aspies empiezan a sentir sus primeras dificultades. Veamos cuales son los síntomas y características principales de los niños con síndrome de Asperger.

Síntomas relacionados con dificultades en las habilidades sociales y desconexión emocional

Los niños con SA tienen muchas dificultades en sus relaciones sociales y les cuesta entender los sentimientos y las emociones, tanto las propias como las ajenas.

  • No les gusta el contacto social. Prefieren estar solo o con adultos.
  • No les gusta jugar con otros niños. Prefieren jugar solos. No se interesan por los deportes ni por los juegos de equipos.
  • Odian ir al colegio. En la escuela suelen tener muchos conflictos con sus compañeros.
  • Tienen problemas para saber que quiere decir el otro o predecir las conductas de los demás. Por ejemplo, les costará entender las reglas implícitas de un juego. Son muy literales.
  • Baja tolerancia a la frustración: siempre quieren ganar y si no lo hacen se enfadan mucho.
  • Les cuesta identificar los sentimientos propios y los de los demás. Esto les crea dificultad para mantener relaciones sociales con iguales.
  • Les falta empatía: capacidad de entender intuitivamente los sentimientos del otro.
  • Son ingenuos y no tienen malicia. Les cuesta entender las intenciones de los demás. También les cuesta mentir y comprender engaños.
  • Es una presa fácil de burlas y bullying por parte de sus compañeros ya que son los “raritos”

Síntomas relacionados con habilidades de comunicación y comprensión

Los niños con Asperger tienen un buen desarrollo del lenguaje pero tienen dificultades a la hora de comunicarse y comprender al otro.

  • Tienen una buena gramática y mucho vocabulario.
  • Suelen aprender a leer solos a una edad muy temprana.
  • El discurso es fluido, pero es literal y pedante. El lenguaje es demasiado formal para su edad.  La entonación es monótona.
  • No entienden las ironías. Se creen todo lo que le dices, ya que lo interpretan en el sentido literal.
  • A veces no entienden la razón por la que se les riñe o castiga.
  • Le cuesta entender preguntas complejas o con enunciados muy largos y por eso tarda en responderlas. A veces necesita que le expliquen las preguntas por partes.
  • Cuando no entiende algo o se siente confuso, cambia de tema de conversación a uno en el que se sienta cómodo.
  • Las conversaciones giran en torno a ellos mismos o sus intereses, nunca sobre los demás.

Síntomas relacionados con déficits en las habilidades ejecutivas

Las habilidades ejecutivas engloban conductas que implican intencionalidad, el control de  los impulsos y la toma de decisiones. Están relacionadas con la capacidad de planificar, el control de impulsos e inhibición de respuestas, flexibilidad cognitiva, motivación, atención…

  • Los niños con Asperger tienen dificultades para organizar y secuenciar pasos. Les cuesta hacer planes y seguirlos.
  • Tienen dificultades para acabar lo que empiezan.
  • Son muy malos organizando el tiempo.
  • Tienen problemas de atención: a veces se distraen y se quedan absortos en sus pensamientos.
  • No entienden porque hay que comportarse de manera diferente en diferentes situaciones sociales.
  • Carecen de sentido común
  • Tienen un sentido del humor peculiar
  • Son originales a la hora de enfocar un problema o darle solución. Son creativos.
  • Les cuesta controlar sus impulsos. Llora fácilmente por pequeñas cosas. Si está muy contento salta, chilla, corre… expresa su alegría de forma exagerada.

Tienen unos intereses específicos

  • Se interesan por un tema en concreto y ocupan gran parte de su tiempo y ocio dedicándose o hablando de él. Pueden ser las matemáticas, la astronomía, los dinosaurios o los trenes. A veces el tema de interés puede ir cambiando a lo largo del tiempo, otras se puede convertir en su profesión.
  • Habla sin parar de su tema de interés sin pensar si aburre a los demás.
  • Repite compulsivamente algunas acciones o pensamientos. De esta forma se siente más seguro.
  • Les gusta la rutina, les da seguridad. No les gustan los cambios y hay ciertos rituales diarios que deben cumplir sí o sí.

Síntomas de asperger relacionados con dificultades en psicomotricidad

  • Pueden presentar problemas en la motricidad fina. Dificultades para escribir.
  • Poca coordinación motriz.
  • Son torpes.
  • Corren raro.
  • Tiene problemas para vestirse. les cuesta abrocharse los botones o los cordones en los zapatos.

En ocasiones, el cine puede ayudarnos a entender algunos trastornos. Mary and Max (2009) es una película de animación dirigida por Adam Elliot que trata sobre la relación entre una niña, Mary, y su amigo por correspondencía Max, que tiene el síndrome de Asperger. En esta escena de la película nos muestra claramente algunos de los síntomas del síndrome de Asperger y cómo los vive él:

 

This post is also available in: Inglés