Tratamiento para la Esclerosis Múltiple: Jugar a videojuegos

 

La Esclerosis Múltiple (EM) es una enfermedad neurodegenerativa y crónica del sistema nervioso central, caracterizada por la aparición de lesiones desmielanizantes (de la capa protectora de las fibras nerviosas) en el cerebro y la médula espinal. Hasta el momento se desconocen las causas que provocan la enfermedad, pero hay evidencias que puede tener un componente autoinmune. No existe un tratamiento para la esclerosis múltiple que cure la enfermedad, aunque existen varios que atacan diferentes aspectos de forma bastante eficaz. Por un lado están los tratamientos farmacológicos que tratan de frenar el deterioro de mielina que se produce en las fibras nerviosas. Por otro lado están los no-farmacologicos, que van dirigidos a tratar los problemas cognitivos y conductuales que se manifiestan con la enfermedad (rehabilitación neuropsicológica y psicoterapia). También existen algunas formas naturales de reducir los síntomas de la esclerosis múltiple.

tratamiento para la esclerosis múltiple

Los síntomas de la Esclerosis Múltiple (ver figura al final del artículo) son variados y aparecen en forma de brotes que progresan lentamente a lo largo del tiempo. En un primer brote, suelen destacar el hormigueo en extremidades, la debilidad muscular, la falta de coordinación (ataxia), las alteraciones visuales, la rigidez muscular, los trastornos del habla (disartria), tener una forma de andar inestable… Con el tiempo también se produce un deterioro cognitivo de tipo fronto-subcortical, caracterizado por una disminución de la velocidad de procesamiento (los pacientes se quejan de que les cuesta pensar, como si tuviesen niebla en el cerebro), por problemas de atención que les pueden llevar a tener dificultades de memoria y dificultades de tipo ejecutivo (problemas de planificación, flexibilidad mental, razonamiento…).  El daño en el tálamo, una estructura situada en el centro del cerebro y que funciona como un núcleo de información que conecta con otras áreas cerebrales, parece jugar un rol muy importante en las disfunciones cognitivas que se observan en la esclerosis múltiple.

Vicente Almarcha un ingeniero de telecomunicaciones que está llevando a cabo un estudio sobre videojuegos y esclerosis múltiple apunta que estos entretenimientos podrían ser muy útiles a la hora de tratar esta enfermedad: “los pacientes de esclerosis múltiple luchan contra una enfermedad. Si tú les planteas un escenario que es un juego, se olvidan de esta lucha o de que no pueden hacer ciertas cosas y se centran en que han alcanzado esa pelota, o en que ayer hacían menos aciertos que hoy. Este sistema supone otro tipo de motivación y de enfocar lo que es la rehabilitación”.

Un grupo de investigadores del Departamento de Neurología y Psiquiatría de la Universidad de Sapienza en Roma también han estudiado los efectos que los videojuegos de entrenamiento cerebral, como los de CogniFit, tienen en el tálamo. Para ello utilizaron la resonancia magnética funcional que les permitía ver la conectividad cerebral de los pacientes en estado de reposo (sin hacer ninguna tarea en concreta). En el estudio se incluyó a 24 pacientes que fueron asignados al azar a las sesiones de entrenamiento o al grupo control (se les ponía en lista de espera para empezar el tratamiento). El tratamiento consistió en 8 semanas de rehabilitación cognitiva en casa. El programa consistía en que los pacientes tenían que jugar a videojuegos de estimulación cerebral durante 30 minutos diarios, 5 días a la semana, 8 semanas en total. Los ejercicios incluían puzzles, juegos de memoria de palabras, entre otros retos cognitivos. Lo que observaron los investigadores es que después de esas 8 semanas, los sujetos del grupo de tratamiento incrementaron su conectividad cerebral a nivel de tálamo. Además este incremento en la conectividad cerebral se correlacionó con la mejora en los tests de evaluación de las funciones atencionales y ejecutivas.

La doctora De Giglio, una de las autoras del estudio, afirma que: “Este aumento de la conectividad refleja el hecho de que la experiencia de jugar con videojuegos cambia el modo de funcionamiento de ciertas estructuras cerebrales. Esto significa que incluso una herramienta de uso generalizado y común como los videojuegos puede promover la plasticidad cerebral y ayudar a la rehabilitación cognitiva de personas con enfermedades neurológicas, como la esclerosis múltiple”.

Los resultados son una muestra de la plasticidad que tiene el cerebro a lo largo de toda la vida y cómo el entrenamiento cognitivo a partir de videojuegos favorece esta plasticidad. Según la Dra. De Giglio, investigadora principal del estudio, con este trabajo queda patente que los videojuegos pueden promover esta plasticidad cerebral y pueden ser de gran ayuda para la rehabilitación cognitiva de enfermedades neurológicas como la EM. Sin embargo, todavía queda por demostrar si esta mejora en las capacidades cognitivas de los pacientes se traslada a mejoras en otros aspectos de la vida cotidiana de las personas con esclerosis múltiple.

tratamiento para la esclerosis multiple

Cristina es psicóloga, especialista en neuropsicología, investigación y rehabilitación cognitiva. Sin embargo, es comunicadora de vocación. Apasionada por el lado más curioso y extraordinario de la neurociencia, acerca temas clínicos del sector salud-investigación a un público no especializado a través de publicaciones interesantes, amenas, que puedan inspirar y ser útiles para el lector.

This post is also available in: Inglés